La evolución del ambiente de trabajo

Gloobee-Noticias-Evolución el ambiente de trabajo.jpg

La evolución del ambiente de trabajo

La evolución del ser humano y de la tecnología ha ido transformando a lo largo del tiempo los hábitos de trabajo tanto de las personas freelancers, como de las organizaciones, involucrando los ambientes de trabajo y su manera de percibirlos.

Las grandes transformaciones de las últimas décadas han dado lugar a cambios importantes en la forma de trabajar y de concebir el espacio corporativo. Sin embargo, esto no es una novedad. La evolución de las formas de trabajar y, por ende, del espacio de trabajo, siempre ha estado estrechamente ligada a la tecnología y a las formas de producción. El camino recorrido desde los comienzos de la oficina hasta la actualidad nos puede ayudar a encontrar las claves que nos permitirán conocer cuáles serán los modelos que prevalecerán en la oficina del futuro.

Durante mucho tiempo el trabajo ha consistido en reunir a los empleados para realizar sus labores, en el mismo lugar y a la misma hora. Sin embargo actualmente, gracias a los continuos avances de las nuevas tecnologías y al cambio de las expectativas de las nuevas generaciones se están modificando las prácticas tradicionales.

Actualmente, la demanda de flexibilidad, las posibilidades de movilidad y comodidad. han cambiado las pautas acerca de dónde y cómo se realiza el trabajo. Este fenómeno ha obligado a las organizaciones a realizar cambios en sus espacios que les permitan mantenerse efectivas en el mercado, bajar los costos e incrementar al mismo tiempo la productividad. De su capacidad para adaptarse a la constante evolución del ambiente laboral dependerá su crecimiento y desarrollo.

 

El ambiente de trabajo a finales del siglo XX

A comienzos del siglo XX, se produce un cambio en la naturaleza y el concepto del trabajo, este se reflejó en la organización del espacio de trabajo: filas de escritorios idénticos alineados con rigidez en torno a un núcleo interior, sin divisiones interiores. Así, el papel de los trabajadores quedó reducido a ser los “piezas de una máquina” que se podían ajustar para obtener mejores resultados.

 

El ambiente de trabajo en la actualidad

La jerarquía administrativa es mucho menos evidente y una gran parte de los escritorios han sido reemplazados por una variedad de espacios de trabajo: zonas para el trabajo colaborativo y de concentración, espacios multifuncionales, áreas de descanso y de encuentro informal para cubrir todas las necesidades y los distintos estilos de trabajo. El nuevo proyecto Creative HQ refleja perfectamente este concepto al poseer un espacio de oficinas dinámico y creativo, de esta manera el entorno de trabajo se torna divertido productivo y eficaz.

La razón de este cambio fue una mejor utilización de los espacios, la reducción de los costos, los avances de la tecnología que permiten una mayor flexibilidad y la posibilidad de crear un entorno que facilite la colaboración y la innovación entre los trabajadores.

Los cambios en el ambiente de trabajo territorial no solo reducen los costos de construcción, operación y mantenimiento sino que también permite y facilita una mejor comunicación entre las personas.

Gracias a los avances en el desarrollo de la tecnología, el ambiente de trabajo ya no está limitado a los parámetros tradicionales que impone el espacio físico; eliminando en gran medida la cotidianidad de estar atados a un escritorio para realizar nuestras tareas. Contando con las herramientas adecuadas, estas pueden hacerse en cualquier momento y desde cualquier lugar permitiendo aprovechar al máximo el tiempo y los recursos disponibles. Además, el trabajo se ha vuelto cada vez más una actividad en equipo que aprovecha la tecnología para cruzar fronteras y zonas horarias.

La virtualización de el ambiente de trabajo puede tener enormes ventajas competitivas; su flexibilidad puede darle a las empresas una gran capacidad para operar en los mercados mundiales y contratar a las personas más adecuadas, sin importar su lugar de residencia. Para los trabajadores esa flexibilidad significa una mayor posibilidad de definir sus propios horarios y esquemas de trabajo. lo cual aporta una gran cantidad de beneficios al trabajador.

A medida que el trabajo migre cada vez más fuera de la oficina la integridad de las empresas dependerá de la red corporativa a la cual se puede acceder desde cualquier lugar. Pero esto no quiere decir que la oficina, como entidad material, ya no será necesaria. Con unas pocas excepciones, el espacio de trabajo como referencia física seguirá existiendo como un lugar donde la mayoría de los empleados pasarán, al menos, una parte de su tiempo.

Únete a la discusión

Comparar listados

Comparar